La tierra es tierra de color azul

La tierra es tierra de color azul

El agua en estado natural

El agua es indispensable para la existencia de todos los seres vivos que habitan el planeta Tierra. Las propiedades físicas y químicas exclusivas que posee la hacen insustituible y gran parte de las actividades cotidianas que nos mantienen con vida dependen de este recurso, como por ejemplo el acceso a los alimentos o a la salud, por mencionar sólo algunos aspectos.
Por todo ello debemos considerar al agua como un elemento natural absolutamente vinculado al derecho a la vida.

¿Cómo se forma el agua?
Químicamente hablando el agua es una sustancia compuesta por dos volúmenes de hidrógeno (H) y uno de oxígeno (O). Por ello, su fórmula es H2O.
El hidrógeno es un elemento inodoro, incoloro e insípido; es el más liviano de los gases. Su nombre proviene de los vocablos griegos hidro: agua, y genon: engendrar. De allí que etimológicamente signifique “que engendra agua”. Por su parte, oxígeno significa “formador de ácidos”, porque antiguamente se creía que este gas era el principio esencial en la formación de los óxidos.
El agua es un líquido inodoro, insípido e incoloro en pequeñas cantidades, y azulado o verdoso cuando se encuentra en grandes masas.

El recurso hídrico
Los recursos hídricos son todas aquellas aguas que existen en nuestro planeta y que están disponibles para que los seres humanos las usemos en algún sentido. Estos recursos se encuentran repartidos de manera desigual en el espacio y el tiempo, y están sometidos a presión debido a las actividades humanas.
Del total de agua que existe en el mundo, el 97% es salada y tan solo el 3% es dulce.
El agua de la Tierra se encuentra naturalmente en varias formas y lugares: en la atmósfera, en la superficie, bajo tierra y en los océanos.
El agua dulce se encuentra en su mayoría congelada en glaciares y casquetes glaciares. El resto se presenta principalmente en forma de agua subterránea, y solo una pequeña fracción se encuentra en la superficie o en la atmósfera.

Planeta acuoso

La hidrósfera

En el contexto mundial, el movimiento cooperativo nació a fines del siglo XIX en pleno apogeo de la Revolución Industrial, como respuesta a la necesidad de generar un cambio económico y social frente a un sistema que sostenía relaciones sociales de explotación, individualismo e injusticia.
En ese marco, grupos de obreros se aunaron en defensa del bienestar común y la igualdad, organizándose a favor del beneficio colectivo.
En nuestro país, las primeras iniciativas cooperativistas se dieron a principios del siglo XX y, a mediados de ese siglo, el contexto sociopolítico mundial resultó propicio para el fomento de asociaciones comunitarias.

Distribución del agua

Distribución del agua en el planeta de acuerdo a su estado:
• Vapor en la atmósfera: 150 km3 (0,00001%)
• Hielo en casquetes polares y glaciares: 29 millones de km3 (2%)
• Agua líquida en océanos y reservorios continentales: 1.370 millones de km3 (98%).